Fachadas Dimurol ha sido la adjudicataria de los trabajos de rehabilitación de la Casa de la Real Aduana.

La  antigua Casa de la Real Aduana, es uno de los edificios de estilo tradicional canario de mayor valor histórico y arquitectónico de la isla de Tenerife y el edificio civil más antiguo que se conserva en la actual ciudad turística de Puerto de la Cruz. Ubicada en el entorno del viejo muelle pesquero, testigo fiel de la importancia económica y comercial que tuvo este muelle en el pasado, llegó a ser cataloga por el rey Fernando VII como “la llave de la isla”.

La rehabilitación comprende trabajo de revestimiento de paredes, impermeabilización, mantenimiento de tejados, instalación eléctrica e instalaciones contraincendios y pintura.